PRINCIPAL           CITAS           FOTO-CITAS           POR OBRA           POR ESCRITOR           POR TEMA           POR CURIOSIDADES           OTROS

Biografía de Fiódor Dostoyevski

Fiódor Mijáilovich Dostoyevski, nacido en Moscú en 1821 y muerto en San Petersburgo a la edad de 59 años, es uno de los principales exponentes de la literatura rusa; es más, de la literatura occidental y mundial. Entre sus obras se encuentran títulos tan archiconocidos como ‘Crimen y castigo’, ‘El jugador’, ‘El idiota’ o ‘Los hermanos Karamázov’.


Dostoyevski, segundo de siete hermanos, nació en el seno de una familia acomodada en la Rusia zarista. Su padre era un médico militar que pasó a ocuparse de un hospital para pobres en la época en la que nació el escritor. Tenía un carácter autoritario y terrible y el pequeño Fiódor encontró consuelo en su madre. A la edad de 11 años se muda a Darovóye (Tula), donde su padre había adquirido unas tierras y estaba a cargo de los campesinos que las trabajaban.

Por desgracia, la madre estaba enferma de tuberculosis y murió prematuramente, lo que provocó que el carácter del padre se recrudeciera y cayera en el alcoholismo. Fiódor fue enviado entonces a estudiar Escuela de Ingenieros Militares de San Petersburgo, donde contra todo pronóstico comenzó a interesarse por las letras más que por los números. Aquí empezó a desarrollar su pasión por la literatura y decidió finalmente, pesa a terminar sus estudios, convertirse en escritor.

El fallecimiento del doctor Dostoyevski, que se presume a manos de los campesinos a su servicio hartos de sus arrebatos de violencia, produjo en el escritor un terrible tormento y una gran culpa porque él había deseado la muerte de su padre. Este hecho, que tuvo lugar a los 18 años del autor, fue el posible desencadenante de los ataques de epilepsia que, de manera más o menos frecuente, Dostoyevski hijo padeció durante el resto de su vida. Pero lejos de sentirse acomplejado por este problema, incluyó el tema en sus obras y muchos de sus personajes se ven aquejados de su mismo mal, como por ejemplo Smerdiákov en ‘Los hermanos Karamazov’.

Publicó su primera novela, ‘Pobres gentes’, en 1846 y obtuvo muy buena crítica; llegó a convertirse en un famoso escritor a la edad de 24 años. Aquí ya asentó las bases de toda su obra, relatos centrados en una cotidianidad en la que se aborda con profusión la dimensión psicológica de los personajes, algo novedoso en la época. Sin embargo, las publicaciones posteriores no gozaron de la misma suerte y pronto cayó en el olvido.

Dostoyevski entró en contacto con grupos de jóvenes intelectuales liberales y, junto con varios de ellos, fue acusado de conspirar contra Nicolás I y condenado muerte en 1848. Poco antes de la ejecución, la pena fue conmutada por trabajos forzados en Siberia, circunstancia que relató años después en ‘Recuerdos de la casa de los muertos’, obra que le devolvió la popularidad, y que también abordó en la última parte de la novela ‘Crimen y castigo’.

Cuando salió de Siberia tuvo que cumplir con la segunda parte de su castigo y se incorporó al ejército ruso como soldado raso en Kazajistán. Se casó con una viuda de salud frágil en 1857, mismo año en el que se decretó una amnistía por la que el escritor pudo continuar publicando. En 1859 regresó a San Petersburgo y creó junto con su hermano diversas revistas en las que divulgaba sus relatos.

Tras enfrentar la muerte de su esposa por tuberculosis y también la de su hermano, Dostoyevski quedó prácticamente en la ruina. Debido a su necesidad de ingresos adquirió un préstamo por el que cedería todos los derechos de sus obras si no entregaba una novela terminada en un plazo estipulado. Nació así ‘El jugador’, basada en la propia experiencia del autor con los juegos de azar, y para su pronta entrega contrató a una joven mecanógrafa con la que se casó posteriormente.

Ya fuera del país, escribió ‘El idiota’, ‘El eterno marido’ y ‘Los endemoniados’, también denominada ‘Los demonios’. Para cuando el matrimonio volvió a Rusia en 1871 ya tenía una hija (otra había muerto a los pocos días de nacer) y estaba a la espera de un varón que se llamó como su padre. Después de estar al frente de varias publicaciones periódicas, tener su cuarto hijo en 1875 y quedar marcado por su muerte a los pocos años de edad, escribió la novela ‘Los hermanos Karamázov’, la que él mismo consideró la mejor de sus obras.

Dostoyevski murió en 1881 aquejado de un problema pulmonar. Su entierro fue multitudinario y aglutinó a personalidades muy diversas y de muy diversa ideología. Y es que el escritor, que en su juventud había sido un ateo de ideas liberales, terminó sus días como firme cristiano convencido de la redención a través del sufrimiento, además exaltar las particularidades de la vida rusa.


Ya sea en un un extremo u otro, Fiódor Mijáilovich Dostoyevski fue uno de los más grandes autores occidentales que marcó las líneas de la literatura posterior. Dado su carácter atormentado, pudo transmitir sufrimiento y una  gran profundidad mental a sus personajes, caracterizados por sus motivaciones conscientes e inconscientes. Las tragedias en las que la narración de los pensamientos desbanca la acción de la trama serán por siempre el sello del gran Dostoyevski, uno de los mejores escritores de todos los tiempos.